miércoles, 15 de febrero de 2012

¿MIS ÚLTIMOS POEMAS? (VI)



VI

NO ENCUENTRO FORTALEZA
NI CONSUELO



No encuentro fortaleza ni consuelo
en esta hora amarga que me asola...
Ni la paz, que al final halla la ola,
cuando descansa mansa sobre el suelo.

 Ya ahora nada busco, nada anhelo
y cada hora cruza el éter sola,
tan sola como yo... Nunca tremola
el suspiro de amor que sube al cielo.

Golpeará la lluvia los cristales;
se acostará la nieve en los tejados
y al fin se irán los fríos invernales.

Volverán los claves colorados
en los días de luz primaverales,
mas... hallarán mis sueños ya apagados.




Luis Madrigal










4 comentarios:

Rismar Sosa dijo...

...suspiro de amor que sube al cielo.
Sus poesías son excelentes, Sr. Luis Madrigal.
Gracias por ellas.
Hace mucho que lo leo, pero no comento, por timidez.
Pero usted me inspira a comenzar a escribir.
Saludos, poeta.

Francisca Quintana Vega dijo...

Ve? ¡Si puede inspirar a personas a comenzar a comentar...si le leen muchas personas, aunque no todas comenten!No me gusta el título general de esta serie de poemas.Un poeta debe seguir escribiendo mientras tenga suficiente salud y facultades para ello.
Espero que supere ese bajón de ánimo. Sus sonetos son un regalo para los amantes de la buena poesía.
¡¡Edite!!...le serviría de aliciente y así, muchas personas podríamos tener esos sonetos tan hermosos.
Mi cordial saludo, señor Madrigal.

Luis Madrigal Tascón dijo...

Sr. Rismar Sosa: Muchas gracias, querido amigo, por sus amables palabras. Escriba, escriba, por favor, no deje de hacerlo. Se sorprenderá de encontrarse a sí mismo. Un abrazo. Luis Madrigal.-

Luis Madrigal Tascón dijo...

Querida Francis: Gracias de nuevo. Eres muy bondadosa. Sinceramente, tengo muchas dudas acerca de si yo soy o no un poeta. Que a ti te lo parezca me hace feliz. Sentiría decepcionarte, pero seguramente, por algún tiempo, no volveré a escribir Poesía, aunque seguiré con interés la que tú escribas. No se trata de ningún bajón de ánimo, te lo aseguro, sino de lo que ya anticipé, al iniciar el título, que a ti no te gusta, de esta serie de poemas, todos los cuales ya había escrito anteriormente. Lo lamento. Pero, ecribir Poesía, es una necesidad que únicamente produce el sentimiento. Sin ella, no es posible, porque no se es capaz. Eso me parece y eso me ocurre a mí, al menos. Seguiré en Prosa. Mi más cordial saludo, en todo caso. Luis Madrigal.-