domingo, 8 de abril de 2012

RESUCITARÁN CON CRISTO, VÉRTICE DE LA HISTORIA





SALDRÁN DE SUS SEPULCROS



Saldrán de sus Sepulcros quienes lloran:
Los pobres, los hambrientos, los esclavos,
los hoy crucificados con mil clavos,
los que se sienten nada, los que imploran

justicia y dignidad, a los que adoran
riqueza y ambición. ¡Siempre tan bravos,
tensando con crueldad todos los cabos,
que al mismo amor hasta desenamoran!

El llanto que hoy derraman, como noria,
cesará sin que nada les apene…
Un día, encontrarán al fin la gloria

y nadie podrá haber que los condene
ni su pecho ya oprima, que la Historia
no es nunca lo que pasa… Es lo que viene.



Luis Madrigal



Al poema: “Todos los días te crucifican”
de Alicia María Abatilli
(enelpaisdealiciamaria.blogspot.com)
y a Doña Viviana Ortega,
con el mayor afecto


Cuando en Madrid (España) es ya la medianoche, ¡CRISTO HA RESUCITADO!



FELIZ PASCUA DE RESURRECCIÓN
a todos los que creen en Él
y también a los que no creen









4 comentarios:

María Bote dijo...

Maravilloso el soneto de tu amiga, Luis, y los vídeos con que nos deleitas en el gran día de hoy. Me uno a tu felicitación pascual, para todos, incluso, para los que no creen.

Dios, en su infinita misericordia, no margina a los no creyentes, puesto que murió y, RESUCITÓ, por la humanidad entera lA FE, es un Don Divino, por el que yo doy gracias constantemente.

Un abrazo fraterno y ¡Feliz Pascua de Resurrección, amigo poeta!

María

Luis Madrigal Tascón dijo...

Muchas gracias, María. Te deseo igualemnete una Feliz Pascua de Resurrección. El Soneto es una dedicatoria, y al mismo tiermpo contestación, a un poema de Alicia María Abatilli, pero ese poema no es un soneto. Podrás encontrarlo, si no lo has hecho ya, en el Blog de Alicia, en la entrada del día 3 de Abril: "Todos los días te crucifican". Sin duda, por mi torpeza no fui capaz de efectuar correctamente el enlace para que pudiesen leerse los dos juntos. Trataré de hacerlo ahora:
enelpaisdealiciamaria.blogspot.com
Un abrazo. Luis.-

Alicia María Abatilli dijo...

Gracias, Luis.
Ya quisiera lo mío acercarse a tu soneto. A la perfección del mismo.
María gracias, pero este Soneto es de Luis. No puede ser de otra manera, tiene su ADN
Un abrazo.
Lo llevo a mi entrada, así completamos la mía.

Anónimo dijo...
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.