martes, 22 de noviembre de 2011

TEJIDO DE AMOR




EN MANOS DE UNA MADRE


Tejen manos de madre un hondo acento,
iluminando sombras... Son candiles
que brillan en la noche, tan sutiles
como a la vida misma es el aliento.

Igual que ayer fueron el alimento
nutricio, de las horas infantiles
y el agua que enjuagó labios febriles,
son hoy consuelo y dique del lamento.

Tejen ecos, vestidos de palabra
que grita al horizonte, siempre eterno.
Cubren alma, cual manta abracadabra

que hace cálido el beso, en nido tierno
y su dulce latir, sin voz macabra,
eterna Primavera, en crudo Invierno.



Luis Madrigal



A una madre buena



8 comentarios:

Pluma Roja dijo...

Hoy leí un poema en un blog amigo, un bello poema de una madre que teje con la misma fotografía que ilustra tu poema. Precioso igual este tuyo que es un bello homenaje a una madre. Madre que teje con amor.

Saludos cordiales.

Hasta pronto.

Man dijo...

Este es mi increíble amigo Luis.
Nada se le escapa a la métrica de sus sonetos.
Un abrazo.

Luis Madrigal Tascón dijo...

Gracias, Aída. Sí, esa fotografía sin duda es la misma que la del poema que leíste ayer. Tendré que establecer un enlace, a fin de no apropiarme indebidamente de lo que no es mío. Pero, el sentimiento también es el mismo.

Gracias, MAN. Lo de menos es la métrica, aunque cada uno utilicemos una distinta. Todas responden a la expresión de nuestros sentimientos más profundos, con el deliberado propósito de crear belleza. Y esto, exactamente es la Poesía. Un fuerte abrazo.

Luis Madrigal.-

Luis Madrigal Tascón dijo...

He tratado de efectuar un enlace al Blog en el Que Aída Niederheitmann ("Pluma Roja")leyó ese otro poema, pero mi torpeza me lo ha impedido, tras varios fracasos. No sé cómo se realiza un enlace. En consecuencia lo diré del único modo en el que soy capaz, por ser el único que me resulta posible:

http://enelpaisdealiciamaria.blogspot.com/

Ahí podrá encontrar quien lo desee el otro poema, del que, el que se publica en la entrada precedente de este humilde Blog pretende ser respuesta secuencial, con el mayor cariño. Luis Madrigal.-

Alicia María Abatilli dijo...

Sí, mi madre es todo lo que escribes, Luis.
Por eso mi poesía.
Tu soneto supera la mía, como siempre.
Un abrazo, querido amigo.
Alicia

Luis Madrigal Tascón dijo...

Querida Alicia: No puedo aceptar tu opinión, o juicio. Puedo valorar objetivamente tu poema, y lo hago, es excelente. No puedo en cambio valorar el mío, porque sinceramente no sé hacerlo. Nadie puede verse a sí mismo. Sí me atrevo a afirmar, no obstante, que en Poesía nadie puede superar a nadie si el sentimiento a superar es el de una hija hacia su madre. Que Dios te la guarde muchos años. Dios te guarde a ti también para seguir queriéndola tanto. Un beso. Luis.-

Francisca Quintana Vega dijo...

Yo sólo diré que el tema del poema me ha emocionado. No hay cariño más grande que el de una madre buena.Es al amor más desinteresado, más generoso y más fiel.
Muchos no lo valoramos en su justa medida hasta que nos falta.
A mí me falta ya, pero sigue viva en mi corazón. Saludos

Luis Madrigal Tascón dijo...

Francis: Tu buena madre, está "viva", no sólo en tu corazón. También lo está en el inmenso corazón amoroso de Dios. ¡Créelo, merece la pena!. Si no,¿en qué se puede creer? Mi cordial saludo. Luis Madrigal.-